Trump busca `ablandar´ terreno de negociación

El anuncio fue `real´ y dio pie a una llamada entre el Presidente de EU y México para renegociar TLCAN
.
 .  (Foto: Getty)

La posibilidad de que Estados Unidos se retirara del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), según información que circularon diversos medios estadounidenses, se trató meramente de “pirotecnia” para “ablandar el terreno”, de acuerdo con el experto en Relaciones Internacionales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Eduardo Alfonso Rosales.

“Esta cuestión del TLCAN podría ser parte de esa estrategia que ha venido manejando y que hasta incluso le podríamos llamar ya la doctrina Trump, en sentido de golpear y amedrentar a su contraparte, como para ablandarlo y lograr mejores condiciones en la negociación. Ya ha tenido incluso algunas fricciones con Canadá”, analizó el académico.

Sin embargo, el canciller de México, Luis Videgaray, dijo que el anuncio "fue real" aunque consideró que la medida estaba destinada a presionar al Congreso estadounidense.

"Sí fue una posibilidad real, tenemos confirmado que es algo que se estaba considerando, pero la decisión no estaba tomada”, afirmó el funcionario en entrevista radiofónica.

Al respecto el analista internacional pidió no perder de vista el contexto, ya que es uno muy difícil para el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que llega casi los 100 días de su gobierno sin materializar ninguna de sus promesas de campaña.  

El peso tambaleante

El especialista de la UNAM ponderó que el movimiento en la moneda mexicana que se registró ayer, no fue una variación “tan alta” y que el anuncio poco tuvo que ver.

“En realidad creo que se movió el peso entre 1% y 2% después de esta declaración y no es un movimiento de consideración, tomando en cuenta que el tipo de cambio llegó hasta prácticamente los 21.50 pesos anteriormente  y que ha venido revaluándose consistentemente atendiendo a otros indicadores y a otros factores, por ejemplo la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) que ayer llegó a un máximo histórico, lo que también refleja que al mercado accionario ya le hicieron digestión todos los pronunciamientos de un Trump deslactosado”.

Abandono de EU es posible

El artículo 2,205 del TLCAN contempla la posibilidad de que una de las partes se salga del acuerdo y una vez que lo notifique, para que cobre, tienen que esperar seis meses.

En todo caso habría algún cabildeo de las empresas estadounidenses que resultan afectadas, por lo que no sería un proceso sencillo, además que tomaría años porque muchas de las leyes norteamericanas  en su momento se modificaron para adecuarlas al TLCAN.  

Otra consecuencia que consideró el experto de la UNAM sería en la imposición de aranceles altos que no se pueden establecer de manera arbitraria por ningún país, toda vez que hay excepciones por parte de la Organización Mundial de Comercio (OMC) y tendría que salirse también de esta organización, aunque generaría una distorsión a la actividad de intercambio global.

Además que generaría un efecto “bumerán” pues hay involucrados miles y millones de empleados que dependen del tratado en Estados Unidos; en México entre 4 y 6 millones y con Canadá esta cifra sumaría  a  14 o 15 millones.