Caos en frontera con EU por paso de transportes

Esperan industriales pronta normalización; tiempo de espera es de 12 horas
La oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en ingles) informó que tres de los diez carriles de la garita comercial de Otay fueron cerrados, tras la asignación de agentes aduanales a la Patrulla Fronteriza para atender la crisis humanitaria de seguridad fronteriza.
 La oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en ingles) informó que tres de los diez carriles de la garita comercial de Otay fueron cerrados, tras la asignación de agentes aduanales a la Patrulla Fronteriza para atender la crisis humanitaria de seguridad fronteriza.  (Foto: Cuartoscuro)
México (Notimex) -

Con excepción de los cruces de Ciudad Juárez y Tijuana, donde la espera es hasta de 12 horas, el paso de la carga industrial tiene un avance mayor al 90% y en dos semanas podría normalizarse en su totalidad, estimó el presidente del Index, Luis Aguirre Lang.

“Estamos esperando a tener una situación un poco más controlada y yo creo que en una o dos semanas hayamos salido del problema”, argumento el dirigente del Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufactura de Exportación (Index).

En Ciudad Juárez, los transportistas tardan en cruzar entre ocho y 12 horas en los carriles regulares y es un poco menos en los carriles exprés o fast, que están destinados a exportadores de manufactura y que cuentan con una certificación previa.

En Tijuana se observan filas de cinco y siete horas en las vías regulares de tránsito y de dos a tres horas en los carriles exprés, detalló el empresario al sostener una entrevista telefónica con representantes de medios de comunicación.

LEE: PARÁLISIS FRONTERIZO VULNERA EXPORTACIONES MEXICANAS

“Hoy estamos ya cruzando arriba de 90 o 95% de la carga, pero específicamente solo en Ciudad Juárez-El Paso es donde las exportaciones no están cruzando al ciento por ciento”.

Ello después de que en días pasados solo cruzaba 65% del comercio, debido a los tiempos de espera en las ciudades fronterizas hacia el país vecino del norte, apuntó.

Las mercancías del sector automotriz y electrónico, entro otros, han sido las más afectadas, lo que ha llevado a las empresas a contratar los servicios de charters o buscar alternativas aéreas desde otras ciudades de México, para evitar caer en una situación de riesgo y afectar las líneas de producción de sus clientes estadounidenses.

El dirigente empresarial comentó además que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) reasignó este lunes a 50 agentes más para la aduana de Nuevo Laredo, donde atraviesa 33% de las exportaciones.