Derecho perdido en cinco años

Sí, éste es de diez años, y de cinco años en el caso de los socios

Laboro en una sociedad anónima, de la cual salió un socio en el año 2000 que a la vez era administrador único.

En este momento acude a nosotros y expresa que al momento de abandonar la sociedad las cantidades que se le adeudaban como devolución de sus aportaciones al capital social fueron entregadas correctamente, pero no así la remuneración por su desempeño como administrador.

Además argumenta su ausencia del país estos años y que por ello no había podido venir a reclamar las cantidades mencionadas ¿Tenemos que cubrirle ese supuesto adeudo?

No, en realidad ya no tienen que entregarle nada por ese concepto ni por ninguno relacionado con su calidad de socio, pues el término de prescripción para las acciones derivadas del contrato de sociedad y operaciones sociales es de cinco años, plazo que ya transcurrió, según el artículo 1045, fracción I del Código de Comercio (CCom).

Ahora bien, se podría argumentar que ese monto no se adeuda por concepto de obligaciones en su calidad de socio, sino de administrador. En ese caso, resulta aplicable el plazo de prescripción comercial de diez años, mismos que ya se cumplieron también (Art. 1047 del CCom).

Sea lo que argumente el socio y administrador, la sociedad anónima queda liberada de pago alguno por configurarse la prescripción.