Baja tasa de desempleo en México

Pese al bajo índice de desocupación, la OCDE recalcó su preocupación por la cantidad de `ninis´ que hay en el país
 (Foto: iStock)  (Foto: Redacción)

México (Notimex).- El desempleo continua disminuyendo desde finales de 2009, principalmente sobre los jóvenes del país, el cual alcanzó un nivel por debajo de la media de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En el informe de “Perspectivas del empleo 2016”, se denotó que el desempleo en México fue de 4.2% que en comparación con la media establecida (6.5%) el nivel se redujo y se prevé que se mantenga en ese nivel el resto del año.

En el caso de los jóvenes, tuvo “una caída pronunciada”, al ubicarse en 8.6% entre la población de 15 a 24 años, un nivel menor a la media del organismo (13%).

No obstante, la directora de Gabinete de la OCDE y Sherpa, Gabriela Ramos, precisó que si bien la tasa de desempleo de México es una de las más bajas entre los 35 países que integran al organismo, la calidad del empleo no es muy positiva pese a que se mejoraron las condiciones del mercado en los últimos años.

Explicó que el 22% de los jóvenes en México entre 15 y 29 años son “Ninis”, es decir, ni trabajan ni estudian, ni están en capacitación, dicha cifra sobrepasa el promedio de 15%, razón por lo cual “corren un alto riesgo de quedar desconectados del mercado laboral y actividades económicas que puedan permitirles seguir capacitándose y contribuyendo al desarrollo”.

Además, sentenció que México está “muy, muy atrás” en el tema de empoderamiento económico de las mujeres, ya que tiene la segunda tasa de participación laboral femenina más baja entre los países de la OCDE y la Alianza del Pacífico.

En el caso de la mayoría de los países se pronostica que el nivel seguirá estando por encima del nivel de la pre-crisis para finales de 2017, pues, existen 40.2 millones de desempleados en la OCDE de los cuales, 7.9 millones se sumaron a la cifra debido a la crisis económica-financiera, baja productividad, aumento de las desigualdades y la débil recuperación de los salarios.

En general, los salarios reales cayeron abruptamente en Grecia, Irlanda, Japón, Portugal, España y los estados bálticos, al tiempo de que había una desaceleración en países como República Checa, Estonia, Letonia y el Reino Unido.

En el caso de México, los salarios cayeron 1% de 2007 a 2015, “hay una dinámica que no permite generar mejores perspectivas para las familias y jóvenes respecto de sus ingresos”. Mientras que en Europa existe una gran preocupación porque en todos los países, para este segmento “puede ser el doble o el triple en la tasa de desempleo abierto general en la OCDE”.

Otro desafío que denota el estudio es la necesidad de mejorar la integración de las mujeres al mercado laboral pese a la mejora de matriculación de las economías emergentes, BRICS y México. No obstante, las mexicanas, concentran la segunda tasa de participación más baja de la OCDE, solo superada por Turquía y la más baja entre los países de la Alianza del Pacífico.

Por ello, “esto en cierta medida es resultado de los embarazos precoces que afectan la posibilidad de las mujeres jóvenes para integrarse en el mercado laboral”, las responsabilidades familiares, sus ingresos son 12% menores que los hombres, y ocupan 36% de los trabajos ejecutivos.