Inclusión laboral, deber con beneficio

Qué implica la inclusión laboral, porqué el trabajo es una fuente de integración de las personas en sus sociedades
 .  (Foto: iStock)

De acuerdo con la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (SPTS), en su obra La inclusión laboral en México: Avances y retos, incluir significa incorporar, insertar, introducir, integrar o englobar algo o alguien dentro de un espacio.

  LEE: REITERAN NECESIDAD DE REFORMAS PARA INCLUSIÓN LABORAL

Así, desde una óptica laboral implica combatir la exclusión social, es decir, la falta de acceso al empleo de calidad, a la seguridad social, la higiene y el acceso a la capacitación en el campo profesional.

La STPS asevera que el acceso al empleo en las ramas modernas y en las grandes empresas es para quienes cuentan con formación altamente calificada, y para las demás personas las oportunidades nacen en las ramas de baja productividad y las micro y pequeñas empresas.

Escenario que es triste, porque el trabajo tiene una función integradora ya que es:

  • vía de ingreso a un nivel de vida digno y estable
  • camino al reconocimiento e identidad social, ya que la persona se reconoce a sí misma y es reconocida por los demás en relación con el trabajo que desempeña, y
  • origen de una red de relaciones sociales y personales que condicionan la participación social

De ahí que a todo ser humano se le deba reconocer los derechos a desempeñar un trabajo sin ningún tipo de discriminación; a percibir una remuneración justa; preservar su dignidad humana, y a contar con protección social (arts. 1o., último párrafo; 5o., 123 Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; 2o.; 23, Declaración Universal de Derechos Humanos, y 3o., segundo párrafo LFT).

No obstante, para algunos individuos acceder a las fuentes de empleo conlleva obstáculos en razón de sus condiciones físicas, sociales o ideológicas. En este contexto, la Organización Internacional del Trabajo señala en su página web que la adopción de medidas eficaces para la inclusión de todos los subordinados en los inmuebles laborales, es esencial para la promoción de la igualdad.