Razones por las que la Reforma Laboral cambiará toda la empresa

Los empresarios tendrán que elegir a un líder sindical como socio para evitar y solucionar conflictos
.
 .  (Foto: iStock)

El 1 de mayo de 2019 se aprobó la reforma laboral, los protagonistas de este cambio fueron los sindicatos, las juntas de conciliación y arbitraje y las trabajadoras domésticas, pero ¿cómo cambiará esta transformada ley a las organizaciones y sus funciones?

De acuerdo con el secretario general de Vanguardia obrera, Salim Kalkach Navarro, en principio, las áreas de recursos humanos se volverán fundamentales para la adaptación al cambio; sin embargo, los directores generales y consejos administrativos también tendrán que involucrarse.

“Su sistema tiene que darle mucha importancia a su equipo de recursos humanos, número uno; volver a replantear la estructura dentro de su compañía, no entender que recursos humanos es pago de nómina o solamente eso, sino es un asunto de otro nivel”, destacó.

LEE: ¿MORIRÁN LOS SINDICATOS?

A pregunta expresa del socio de Maillard Abogados Laborales, César Maillar Canudas, de cuál es el proceso que tendrán que seguir las empresas ante los cambios normativos, especialmente en materia de libertad sindical, Kalkach aseguró que los empresarios tendrán que elegir a un líder sindical como socio.

Afirmó que será ese “socio”, con una silla en el Consejo Administrativo, quién cooperará en la definición a los planes de compensación, calidad y mecanismos;, “al final el sindicato no solamente resuelve problemas de la fábrica, estamos con ellos en la fábrica y en la sociedad”.  

Explicó que en el contrato colectivo debe existir colaboración entre ambos, con pleno conocimiento de la situación tanto de la empresa como del talento, en donde se construya una relación cooperativa y no de enemistad.

De no hacerlo advirtió, las organizaciones se encontrarán vulnerables a que distintos sindicatos busquen la discusión de acuerdos y tener que llevar a cabo procesos electorales una y otra vez, creando una sobre representación “que va a crear conflictos”.

Por su parte, los sindicatos correrán el riesgo de que los contratos colectivos se negocien en otras esferas en que ellos no sean consultados.

“Tenemos que ser cuidadosos los sindicatos mexicanos porque si no las negociaciones colectivas van a terminar en Washington o en Ottawa”, concluyó.

Reiteró que los empresarios se asocien con los sindicatos para que trabajen juntos, finalmente una empresa exitosa, trae consigo trabajadores exitosos.