Difunden oportunidades para exportar con el CPTPP

Para el mercado de Japón, por ejemplo, a México se le abrió un cupo de 90,000 toneladas de carne de cerdo, con reducción de aranceles
.
 .  (Foto: iStock)
México (El Economista) -

La Secretaría de Economía difundió las oportunidades que tendrán las empresas mexicanas para exportar a partir de la entrada en vigor del Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP, por su sigla en inglés).

Para el mercado de Japón, a los exportadores mexicanos se les abrió un cupo de 90,000 toneladas de carne de cerdo y otro de carne de res de 15,000 toneladas anuales, con reducción de aranceles.

Otros cupos destacados que otorgó Japón a México son para 9,000 toneladas de carne de pollo con desgravación en seis años; 8,000 toneladas para jugo de naranja, con desgravación en 6-11 años, y 4,100 toneladas para naranjas frescas, con desgravación en 6-8 años. “Las exportaciones mexicanas a los países del CPTPP han crecido dos veces más rápido que las exportaciones al resto del mundo, en los últimos 10 años”, destacó Luz María de la Mora, subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía, quien añadió que la apertura mantendrá al alza esas ventas externas a la región.

Igualmente, para el mercado nipón se abrieron cupos de miel (1,000 toneladas), ketchup (800 toneladas), salsa de tomate (60 toneladas), sorbitol (60 toneladas) y dextrinas (70 toneladas).

“Tenemos la tarea imperiosa de diversificar nuestros mercados”, comentó Sergio Ley, presidente de la Sección para Asia y Oceanía del Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce). “El CPTPP es un instrumento avanzado para un mercado que nosotros prácticamente no conocemos”.

A los exportadores mexicanos se otorgó una liberalización inmediata en ovoproductos, yemas, berries, miel, aguacate, frutas tropicales, atún y preparaciones alimenticias enviados a Australia.

Ya cuentan con una apertura inmediata también para berries, miel, flores, hortalizas, sandías, fresas y alimentos para animales exportados a Vietnam, así como para carne de res y cerdo, tomate, cebolla, aguacate, berries, miel, flores, jugos de frutas, espárragos, aguacate y atún embarcados a Malasia.

En tanto, Nueva Zelanda concedió una liberalización inmediata para ovoproductos, yemas, berries, miel, aguacate, frutas tropicales, atún y preparaciones alimenticias; a la vez que Brunei hizo lo mismo para productos avícolas, miel, berries, flores, tomates, cebollas, aguacate, plátanos, mangos, atún y conservas alimenticias. Por el contrario, México otorgó desgravaciones de 16 años para el plátano, con cinco años de gracia; 11 años para la manzana; 10 años para el arroz; 16 años para la piña enlatada y para el atún, con cinco años de gracia para ambos casos.

Fernando Ruiz Huarte, director general del Comce, opinó que el CPTPP fortalecerá la producción de manufactura de México, porque le permitirá producciones compartidas y mejor acceso a la tecnología. También defensivamente, México negoció para el sector textil un plazo de desgravación, entre 10 y 16 años, para 75.5% del universo arancelario, y para el calzado uno de entre 10 y 13 años para 78.1% del universo arancelario.

De la Mora dijo que México y Vietnam establecerán un programa de monitoreo de la industria textil para evitar importaciones trianguladas de México. Para ello, entre otras medidas, se intercambiará información sobre los volúmenes de producción y exportación de textiles vietnamitas al mercado mexicano. La funcionaria expuso que la integración de México a la región Asia-Pacífico es una prioridad para el gobierno mexicano, dado que promueve la diversificación de exportaciones y la posibilidad de incluir nuevos actores de regiones rezagadas del país. Añadió que México y los países del CPTPP coinciden en la importancia de mantener un firme compromiso con el libre comercio.

Con información de El Economista.