México se negó a supervisión laboral por T-MEC

El presidente envió a una misiva a la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos recordándole que se cumplieron los acuerdos
.
 .  (Foto: Cuarto Oscuro)
México (Notimex) -

El presidente Andrés Manuel López Obrador reveló que en las negociaciones del tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), el gobierno estadunidense proponía supervisar la aplicación de las leyes sindicales mexicanas, pero la delegación mexicana se negó.

 “Estaban planteando que pueda haber una especie de supervisión sobre el cumplimento de la ley. Nosotros no aceptamos eso, que haya una especie de inspectores para ver si realmente se realizó una elección libre" en los sindicatos, explicó en su conferencia de prensa matutina.

“Dijimos que no, inspectores no”, agregó el mandatario en referencia a uno de los puntos que mantiene frenada la ratificación del T-MEC en Estados Unidos; no obstante, propuso crear un panel para aislados que pudieran surgir en empresas mexicanas.

LEE: ¿QUÉ FRENA LA APROBACIÓN DEL T-MEC?

"Lo que se propone es que, si hay una controversia, no en toda la industria, sino en una empresa, pueda haber un panel donde participemos un representante del Gobierno de México y de Estados Unidos, y un externo para que luego de un plazo se pueda tener tiempo para reponer el procedimiento”, puntualizó.

Los representantes inspeccionarían que "si no se cumplió con la norma, en un lapso considerable, luego de que se pueda tener tiempo para reponer el procedimiento, sino se repone el procedimiento estos panelistas -que son como jueces- ya deciden si realmente hubo la violación o incumpliendo material y laboral”, explicó López Obrador.

“Los del partido Demócrata en Estados Unidos, a pesar de que se aprobó la ley, plantearon que se iba a tener problemas de instrumentación, ejecución, de operación para llevar a la práctica lo legislado, hablamos con ellos y les dijimos; primero, que es una convicción del gobierno que haya democracia sindical y buen trato a los trabajadores, y segundo que íbamos a cumplir y se elaboró un plan de ejecución de la nueva política”, afirmó.

López Obrador aseguró que para esa primera petición de Estados Unidos se otorgó presupuesto a las tres instancias que intervienen en la política laboral de México, y se otorgaron recursos a la Secretaría de Trabajo y Previsión Social para ejecutar el plan, al Poder Judicial para resolver las controversias laborales y se asignó presupuesto a gobiernos estatales.

Por ello, y al cumplir los acuerdos previos, el presidente explicó que le envió una misiva a Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos recordándole que se cumplieron los acuerdos.