Economía y regreso a clases

Un cuaderno profesional de cuadro chico, 100 hojas y con espiral puede registrar una diferencia de precio de más de 1000%
De acuerdo con la Profeco los padres de familia gastarán entre 901.29 pesos y 2,586.70 pesos en los útiles escolares
 De acuerdo con la Profeco los padres de familia gastarán entre 901.29 pesos y 2,586.70 pesos en los útiles escolares  (Foto: Cuarto Oscuro)
México (Notimex) -

El regreso a clases se aproxima y con ello la compra de útiles y otros artículos escolares, con lo que se espera una derrama económica de aproximadamente 5,040 millones de pesos, 4.3% más de lo reportado en el mismo periodo de 2018.

Lo anterior incentivado por el incremento de la matrícula en todos los niveles, tanto público como privado, y la adquisición de útiles y uniformes escolares a través del programa gratuito del gobierno capitalino.

LEE: HOLA REGRESO A CLASES, ¿ADIÓS DINERO?

Lo anterior, además quiere decir que los padres de familia mexicanos destinarán en promedio 2,100 pesos por alumno a la adquisición de estos menesteres, según datos de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco Servytur) de la Ciudad de México.

 De ahí que la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) desplegará personal para mantener un monitoreo del comportamiento comercial de más de 450 productos en 27 ciudades del país.

El levantamiento de precios se realiza desde el pasado 3 de junio y concluirá el 23 de agosto, a fin de detectar y alertar a los consumidores sobre variaciones en los costos de útiles y artículos escolares. 

En un comunicado la dependencia expuso que un cuaderno profesional de cuadro chico, 100 hojas y con espiral puede registrar una diferencia de precio de más de 1000%, debido al tipo y diseño de la portada.

Asimismo, la regla de plástico de 30 centímetros, lápiz HB, plastilina en bloques, lápiz adhesivo de 10 gramos, pegamento líquido y tijeras escolar son otros productos que tienden a mostrar un precio por encima del 50%.

Por lo que para hacer compras inteligentes, recomendó elaborar un inventario de los útiles escolares que se pueden reutilizar, anticipar las compras de productos básicos, comparar precios en diferentes establecimientos y valorar los productos por su utilidad y no por la marca.