Panorama fiscal del nuevo gobierno

La balanza se podría inclinar a reformar la LISR y LIVA a fin de empezar a cumplir con las prioridades del presupuesto 2019
Lic. Rafael Ramírez Moreno
Ex presidente del Ilustre y Nacional Colegio de Abogados de México

El próximo gobierno que encabezará el licenciado Andrés Manuel López Obrador descartó crear un Consejo Fiscal apartidista que proporcione una evaluación independiente de la política fiscal como recomienda el Fondo Monetario Internacional (FMI); sin embargo, fortalecerá la capacidad y alcance del Centro de Estudios de Finanzas Públicas del Congreso para que cumpla con las funciones recomendadas.

La administración entrante reiteró que no realizarían cambios en el sistema tributario durante los primeros dos años, excepto por la reducción del ISR e IVA en la región fronteriza.

En atención a lo referido en las conclusiones a la revisión del FMI, los funcionarios del gobierno venidero explicaron a los expertos del Fondo que su plan para aumentar la recaudación vendrá a partir de cerrar los canales de evasión de los tributos.

Por otro lado, el futuro mandatario expresó que la política fiscal tendrá como directrices principales la confianza “no ver al contribuyente como delincuente, sino como ciudadano responsable que aporta de manera consciente para el beneficio del país”, simplificación en la declaración de impuestos y fiscalización de forma aleatoria.

Toda esta efervescencia causa incertidumbre entre los contribuyentes, por eso IDC entrevistó al licenciado Rafael Ramírez Moreno Santamarina quien opinó sobre lo que podrían esperar los contribuyentes para el siguiente año en el ámbito tributario.

¿En su opinión la fiscalización vía la comprobación fiscal será una realidad en 2019, o falta regular más lo vinculado con el CFDI?

La fiscalización vía controles a través de los comprobantes fiscales digitales cada día es más eficiente.

Un ejemplo, es que a partir de octubre ya está disponible en el portal del SAT el programa denominado “Mi contabilidad” el cuál permite calcular los ingresos percibidos y los gastos efectuados en el periodo de septiembre de 2018 mediante los CFDI’s y si se elige dicha opción se releva de presentar la DIOT.

En este contexto, estimo que la verificación del correcto cumplimiento de las obligaciones fiscales mediante la comprobación fiscal a partir de 2019 será una realidad, además de implementarse herramientas tecnológicas para abatir la elusión y evasión.

¿Se espera el recrudecimiento de las facultades de comprobación con el nuevo gobierno?

Con las herramientas tecnológicas que tiene en la actualidad el SAT podrían incrementarse.

El problema es que la autoridad hacendaria tacha de operaciones simuladas prácticamente todas las actividades que realizan las personas físicas o morales y, si bien se deben de tomar medidas legales en contra de los defraudadores como lo son las empresas que venden facturas (EFOS), también es cierto que hoy en día la actuación del fisco federal está yendo más allá e indebidamente a todos los pagadores de impuestos los ven como defraudadores, siendo que no es así.

Dichas presunciones desafortunadamente han permeado incluso en el poder judicial, que en muchos casos se han inclinado a favor del SAT cometiendo abusos injustificados en contra de los causantes.

¿Qué modificaciones a la normatividad tributaria deberíamos esperar?

Se debe de hacer un profundo análisis en la legislación fiscal vigente, particularmente en la LISR y LIVA, considero es el momento de efectuar ajustes a esos, quizá con una nueva ley, incluso contemplar una normatividad especial tanto para las corporaciones tecnológicas que no se están gravando, así como para los pequeños contribuyentes que tampoco están aportando al gasto público.

¿Las pocas medidas en materia fiscal que ha dado el nuevo gobierno son adecuadas?

Realmente de lo único que se está hablando es de la reducción del ISR e IVA en la región fronteriza.  Medidas que producirán una disminución importante en la recaudación. Además, se especula sobre una reforma para que a las sociedades se les retenga el 10 % del ISR y dos terceras partes del IVA, para, se dice, evitar que sigan operando los EFOS. 

El planteamiento del nuevo gobierno deberá ser en el sentido de hacer una reforma fiscal integral y de incluir legislación en materia de empresas tecnológicas como lo son Amazon, Apple, Facebook e Instagram entre otras y para pequeños contribuyentes con el objeto de que les faciliten su cumplimiento y realmente contribuyan al gasto público. 

.
 .  (Foto: IDC)
.
 .  (Foto: IDC)