Impuesto a gasolinas lo pagan hogares más ricos

Hacienda aclara que la inflación no se disparará con el aumento a precios de combustibles
 (Foto: Getty Images)  (Foto: Redacción)

Los impuestos a los combustibles los pagan sobre todo los hogares más ricos. Por ejemplo, en México de cada peso de impuesto, el 30 % de este sector paga cerca de 70 centavos, consideró la SHCP.

“Es difícil encontrar un bien cuyo consumo esté tan concentrado en los hogares de mayores ingresos. (…) el precio promedio en México para enero de 2017 es menor que el promedio mundial”, constató la dependencia a través de su informe semanal.

Asimismo recordó que, en prácticamente todos los países del mundo se cobran impuestos al consumo de los combustibles debido a que se reconoce que el uso de fósiles “tiene efectos negativos en la sociedad”.

Mencionó que los gravámenes a gasolinas son “incluso” menores que en la mayoría de los países de América Latina, menor que en los productores de crudo (Brasil, China, Noruega y Reino Unido) y menor que la gran mayoría de los industrializados (Japón, Corea del Sur, Hong Kong, y los miembros de la Unión Europea).

¿La inflación se va a disparar?

De acuerdo con la SHCP, no de manera permanente. En el pasado hubo episodios con aumentos similares en los precios de los combustibles sin que eso se trasladara en un aumento desbordado en la inflación.

Además, retomó lo que dijo el propio Banxico sobre que es un cambio de una vez en los precios que no debería de generar presiones inflacionarias permanentes.

“El Banco de México se mantendrá atento, como lo ha hecho siempre, para cuidar que el aumento en los precios de las gasolinas no provoque efectos de segundo orden en los precios de los distintos bienes de la economía”, sostuvo la SHCP.

De igual forma consideró que mantener artificialmente bajos los precios de los combustibles “no es una buena política pública ni un buen uso de los recursos públicos”.

“Es importante recordar que el consumo de las gasolinas y el diésel genera contaminación, problemas de congestión vial, afectaciones a la salud y que su consumo está concentrado en los sectores de mayores ingresos de la población”, analizó.

De cada 100 litros de gasolinas que se consumen, 70 de ellos son consumidos por el 30 % de los hogares más ricos. En contraste, el 30 % de los hogares de menores ingresos consumen solo cinco de esos 100 litros.

Finalmente desde el punto de vista de los costos de producción, el consumo de diésel es deducible por las empresas, y el IESPS de diésel es acreditable contra el pago del ISR, lo que mitiga el impacto en los costos de las empresas, incluyendo los transportistas, recordó la dependencia federal (Sic).