Promueven estímulos para fortalecer sector industrial

La Concamin calificó como necesario el impulso de las Pymes para afianzar al sector
 -  (Foto: Redacción)

México (Notimex).- La Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) se declaró lista para participar en la definición de la política industrial de nueva generación que necesita México para los próximos años.

En ese sentido, dio a conocer los seis principios a partir de los cuales debe orientarse la estrategia que habrá de definir el rumbo de la industrialización en los años por venir.

1.- La política industrial de nueva generación deber ser el resultado de una gran alianza en favor de la modernización y competitividad del sector fabril mexicano, a partir de dos vertientes: el Sistema Mexicano de Innovación y el Impulso a los Encadenamientos Productivos.

2.- Fomentar el desarrollo del mercado interno, a través del fortalecimiento de las empresas micro, pequeñas y medianas (mipymes), debido a su capacidad generadora de empleos, su contribución al desarrollo regional y a la creación de una sólida base industrial para la rearticulación de cadenas productivas.

Para lograrlo será necesaria la participación de autoridades federales y estatales, banca de desarrollo, organismos de representación empresarial y trabajadores, a fin de negociar y establecer políticas sectoriales diferenciadas según las necesidades específicas de las empresas, su encadenamiento industrial, su importancia como generadores de empleo, tal y como se ha hecho en países como China, India y Brasil.

En este último país, por ejemplo, se brinda tratamiento diferenciado en materia fiscal, asistencia técnica y formación empresarial, a las pequeñas y medianas (Pymes) exportadoras, a las empresas innovadoras y a las creadoras de tecnologías.

3.- Diseñar una estrategia de sustitución eficiente y competitiva de importaciones, identificando aquellos productos e insumos que se fabriquen.

Para ello, hay que aprovechar la infraestructura productiva disponible y los recursos existentes en la banca de desarrollo, para financiar las mejoras de los procesos productivos y la adaptación de las empresas a las exigencias propias de la modernización y la intensa competencia, destacó el organismo

Asimismo, señaló que en lo inmediato es posible impulsar la articulación y fortalecimiento de las cadenas productivas y el desarrollo de proveedores alrededor de las principales industrias de cada entidad federativa.

4.- Promover la incorporación de los adelantos tecnológicos en la operación de las empresas micro, pequeñas y medianas, a través de apoyos financiero y fiscales para impulsar el arraigo de los adelantos tecnológicos en las pymes y fortalecer su capacidad generadora de empleos.

5.- Inducir el desarrollo de agrupamientos industriales de alta competitividad internacional, lo mismo regionales que sectoriales, con una creciente participación de empresas micro, pequeñas y medianas.

6.- Aprovechar las mejores prácticas para el fortalecimiento industrial y de la globalización (Corea, la Unión Europea, Taiwán, entre otras) construidas a partir de la producción y comercialización de productos con alto valor agregado y el desarrollo de plataformas de exportación soportadas por sólidos sistemas de proveeduría nacional.