Ven obstáculos de competencia en precios de gasolinas

La Cofece espera habituar a los consumidores a diferencias de precios, propias de un mercado abierto
 (Foto: Cuarto Oscuro)  (Foto: Redacción)

Ante la determinación de precios de de combustibles para la venta al público bajo condiciones de libre mercado en 2018, la Comisión Federal de Competencia Económica (COFECE) hizo una serie de recomendaciones ante posibles obstáculos identificados.

En su trabajo “Transición hacia mercados competidos de gasolina y diésel”, (al considerar la apertura de precios a partir del 1 de enero de 2018), la Cofece dictaminó lo siguiente:

  • revisar y modificar el actual sistema de precio administrado, el cual se integra por un precio máximo de venta al público y una banda de precios, a fin de incentivar actividades de importación y comercialización de agentes económicos distintos a Pemex
  • permitir al 31 de diciembre de 2017, precios regionales máximos de venta al público, que reflejen realidades logísticas nacionales, fomenten la concurrencia y habitúen a los consumidores a las diferencias de precios, propias de un mercado abierto
  • definir con precisión las responsabilidades para el caso de robo de combustibles en ductos
  • garantizar en el proceso de Temporada Abierta de Pemex, el acceso abierto a la infraestructura de almacenamiento y transporte de esa empresa mediante mecanismos competitivos que favorezcan las nominaciones más eficientes, como subastas de capacidad
  • prever el acceso abierto a instalaciones ubicadas en los puertos mexicanos a fin de no obstaculizar las importaciones de combustibles vía marítima o su movilización entre puertos
  • definir, cuanto antes, una política nacional de suministro
  • remover restricciones a la libre participación de la inversión extranjera en actividades de transporte de petrolíferos por medios terrestres y marítimos, así como en el suministro de estos productos a embarcaciones, aeronaves y equipo ferroviario
  • homologar las normas oficiales sobre la calidad de gasolinas y diésel con los estándares internacionales aplicables en los mercados de referencia (Estados Unidos y Europa), a fin de promover la importación y fungibilidad de dichos productos
  • revisar que los esquemas de agrupación o concentración de estaciones de servicio sean plenamente compatibles con el marco jurídico en materia de competencia
  • garantizar que todos los contratos de suministro, franquicia y comercialización (vigentes y futuros) entre Pemex y las estaciones de servicio sean compatibles con el régimen jurídico vigente y no impidan la movilidad hacia fuentes alternativas de abasto o modelos independientes
  • eliminar restricciones locales que limitan abasto y otorgan ventajas indebidas
  • generar y publicitar información para que los consumidores puedan comparar los precios de venta de gasolinas y diésel (presencialmente y vía remota) sobre bases de homogeneidad