TFJA pide suma millonaria para salas anticorrupción

El costo anual estimado para una sala de Responsabilidades Administrativas asciende a 54.62 mdp
(Foto: Cuartoscuro)
 (Foto: Cuartoscuro)  (Foto: Redacción)

El Tribunal Federal de Justicia Administrativa (TFJA) requiere una ampliación presupuestal de 386.6 millones de pesos (mdp), a fin de implementar cinco Salas de Responsabilidades Administrativas para las nuevas atribuciones que le confiere la creación del Sistema Nacional Anticorrupción (SNA), afirmó el magistrado presidente de ese órgano, Manuel Hallivis Pelayo.

En reunión con la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación de la Cámara de Diputados, explicó que esas cinco salas tendrán la atribución de imponer sanciones del SNA, resolverán lo pendiente en cuanto a obra pública y adquisiciones y estarán a cargo de lo concerniente a responsabilidad patrimonial y sanciones no graves.

Dos de estas salas se establecerán en la Ciudad de México, una en la zona norte del país, en Torreón, Coahuila, y otra en el sur, en Campeche o Tabasco, y una más en la zona centro, cuya sede aún no se define.

“Bajo profundas restricciones presupuestales, es importante subrayar que la prioridad que representa el Paquete Anticorrupción se vuelve indispensable, prioridad absoluta, la asignación de recursos mínimos para que éste cumpla los objetivos y las expectativas de la sociedad”, opinó el presidente de la instancia legislativa, Luis Maldonado Venegas (PRD).

Resaltó que el costo anual estimado para una sala de Responsabilidades Administrativas asciende a 54.62 mdp, misma que se integra por 58 plazas con un valor anual de 42.70 mdp, más los gastos de apoyo inherentes para el desarrollo de sus actividades en 11.92 mdp.

En lo que respecta a la Tercera Sección, explicó que se integra por 78 plazas, más los 5 magistrados supernumerarios; su costo será de 113.51 mdp, lo que corresponde a un importe de 78.64 mdp en servicios personales, y 34.87 en gastos de operación e inversión.

Al respecto, Hallivis Pelayo declaró que todos los asuntos que lleguen al tribunal, serán sancionados buscando inhibir la deshonestidad, es decir, “que cada sanción genere un efecto ejemplificativo que haga que cada vez sean menos los actos de corrupción”.

El diputado independiente, Manuel Clouthier Carrillo, por su parte comentó sobre los juicios en línea que “a la fecha no operan y han quedado como un elefante blanco.

“Me preocupa que al asignar mayores recursos terminemos con esos resultados”, agregó.

En cuanto a los juicios en línea, Hallivis Pelayo  aclaró que continúan en función, pero la gente no los conoce bien, por lo que no les tiene confianza. “Tenemos uno de los mejores estándares de productividad, uno de los más altos”, respondió.