Migrantes podrán proteger sus bienes con la Condusef

El organismo planea diversas acciones para orientar a los paisanos que fueran deportados a fin de proteger su patrimonio
 (Foto Gettyimages)  (Foto: Redacción)

Con la posible aplicación de políticas migratorias más radicales por parte del gobierno de Estados Unidos, la Condusef y el Instituto de los Mexicanos en el Exterior (IME) en coordinación con dependencias del sector hacendario trabajan en un plan preventivo para proteger el patrimonio de los connacionales que retornen al país y en caso de ser necesario transferir sus bienes a su lugar de origen.

El presidente de la Condusef, Mario Di Costanzo, señaló que la condición migratoria de nuestros paisanos puede ser muy diversa, desde el migrante que no cuenta con recursos ni patrimonio, hasta aquellos que en el transcurso de los años lograron adquirir bienes muebles, inmuebles o establecieron su negocio.

Para ello, el organismo recomendó:

  • conservar documentos que pudieran ser de utilidad en cualquier trámite migratorio, así como lo que comprueben la propiedad de los bienes,
  • otorgar poderes notariales a terceros para que gestionen diligencias en representación de la persona deportada,
  • contabilizar los bienes inmediatos como dinero en efectivo, menaje de casa, sueldos y prestaciones no cobradas, venta de su vehículo, recuperación de pertenencias de una casa rentada, la venta de la casa propia o el traspaso de un negocio

Mediante los Módulos de Atención de Mexicanos en el Exterior (MAEX), el organismo implementó en algunos consulados materiales informativos y difundió información en redes sociales y páginas web.

Entre tanto, el presidente de la República, Enrique Peña Nieto definió 10 objetivos para la negociación con Norteamérica, de los cuales cuatro de ellos se enfoca en política migratoria.

Primero “Que exista un compromiso del gobierno de Estados Unidos, de garantizar el trato humano y respetar los derechos de los migrantes mexicanos”.

Segundo “Que cualquier proceso de repatriación de migrantes indocumentados, que realice el gobierno de EU, sea de manera ordenada y coordinada; y que los protocolos y acuerdos que se han alcanzado, se mantengan y mejoren, siempre sobre la base de un trato digno y también respetuoso.

Tercer “El desarrollo del Hemisferio debe ser una responsabilidad compartida. Los gobiernos de México y de Estados Unidos deben asumir un compromiso concreto para trabajar de manera conjunta, en promover el desarrollo de los países de Centroamérica”.

Cuarto “Asegurar el libre flujo de remesas de los connacionales que viven en Estados Unidos, evitando que se dificulte o encarezca su envío.  A noviembre del año pasado, las remesas de los mexicanos sumaron más de 24,000 millones de dólares”.