Cheque de caja ¿gravable para IDE?

Conozca la correcta interpretación de los conceptos de depósito en efectivo y el cheque de caja

Derivado de la aprobación de diversas reformas a las disposiciones fiscales, y la creación de nuevas legislaciones como laLey del Impuesto a los Depósitos en Efectivo (LIDE), se ha originado una serie de confusiones respecto de la interpretación de algunos términos en ella previstos, como son precisamente el depósito en efectivo y el cheque de caja.

El artículo 1o de la referida Ley dispone que las personas físicas y morales están:

OBLIGADAS
EXENTAS
 Respecto de todos los depósitos en efectivo, en moneda nacional o extranjera, que se realicen en cualquier tipo de cuenta que tengan a su nombre en las instituciones del sistema financiero. En este sentido, debe entenderse como depósitos en efectivo, conforme a la fracción II del artículo 12 de la LIDE, además de los considerados como tales en la Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito (LGTOC), a las adquisiciones en efectivo de cheques de caja Por los depósitos en efectivo que se realicen en sus cuentas hasta por un monto acumulado de $25,000.00 en cada mes del ejercicio fiscal, salvo por las adquisiciones en efectivo de cheques de caja

Asimismo, el cheque de caja es un título de crédito que con tiene una orden que el banco realiza a sí mismo para que sea cobrada en sus sucursales, o en su caso, para que su importe sea depositado en la cuenta bancaria que el beneficiario tenga en esa institución. El artículo 200 de la LGTOC dispone que sólo las instituciones de crédito pueden expedir cheques de caja a cargo de sus propias dependencias, y para su validez estos cheques deben ser nominativos y no negociables, por eso únicamente podrá cobrarlo el beneficiario. 

Ahora bien, la LIDE previene expresamente que las adquisiciones en efectivo de cheques de caja sí estarán gravadas con el impuesto del 2%, independientemente del monto por el cual se adquieran éstos, no así quien reciba dicho cheque en pago o cumplimiento de alguna obligación adquirida con anterioridad, en virtud de que el pago o depósito del cheque de caja, por tratarse de un título de crédito, no está considerado como depósito en efectivo, en términos del párrafo segundo del artículo 1o  mencionado.