Identificación de riesgos psicosociales de patrón con más de 16 trabajadores

La NOM para combatir los agentes que los generan, contiene guías de referencia que pueden ayudar a las empresas con esta cantidad de colaboradores
.
 .  (Foto: iStock)


La NOM-035-STPS-2018, factores de riesgo psicosocial en el trabajo identificación, análisis y prevención (NOM), que establece las directrices para ubicar, analizar y evitar agentes que ponen en peligro la salud de los colaboradores y aquellas que permitan promover un entorno organizacional favorable en los establecimientos laborales, impone una serie de obligaciones según la cifra de colaboradores existentes en estos últimos.

CONSULTA NUESTRO ESPECIAL APLICA LA NOM-035-STPS

Uno de esos deberes es la detección de los factores de riesgo psicosocial (FRP) que deben cumplir los patrones que tengan a su servicio entre 16 y 50 trabajadores o más de 50 (art. 43, fracc. I, Reglamento Federal de Seguridad y Salud en el Trabajo y puntos 2, incisos b) y c) y 5.2, NOM).

Para ello la NOM pone a disposición de los empleadores guías de referencia para efectuar la identificación; aquellas no son de cumplimiento obligatorio, aunque es recomendable su aplicación para estar en la certeza de que se apegan a las disposiciones de la NOM.

Las empresas que cuenten con los servicios subordinados de entre 16 y 50 trabajadores o más de 50, pueden encontrar en las guías de referencia II, Identificación de los Factores de Riesgo Psicosocial (guía II) y III, Identificación y análisis de los Factores de Riesgo Psicosocial y Evaluación del Entorno Organizacional en los Centros de Trabajo (guía III), elementos tales como:

  • un cuestionario que les ayuden a identificar los FRP
  • los valores atribuibles a las respuestas con los cuales se asignarán las calificaciones respectivas y con base en estos definir el grado de riesgo
  • diversas medidas que los patrones pueden adoptar para prepararse y conducirse antes y durante el desarrollo del cuestionario, y
  • los criterios para implementar las acciones según el nivel de peligro desprendido de la evaluación de los cuestionarios y de los parámetros señalados en las guías. Las estrategias deben establecerse en un programa de intervención para los niveles medio, alto y muy alto

 En las guías es posible observar aspectos específicos:

  • guía II (para patrones integrados entre 16 a 50 trabajadores), el interrogatorio es relativo a: las condiciones de los establecimientos, la cantidad y el ritmo de las labores; los lapsos para desarrollar las actividades y las responsabilidades de trabajo y familiares; las determinaciones que es viable que adopten los colaboradores; la formación y datos que se entrega al personal; la interacción con los superiores jerárquicos y los compañeros; las tareas de servicio a los usuarios, y
  • guía III (para empresas con más de 50 subordinados) destaca:
    • el cuestionario que versa sobre: las condiciones ambientales de los inmuebles de trabajo; la cantidad y el ritmo de trabajo; el esfuerzo mental que exige el área; las actividades que se realizan y las responsabilidades del entrevistado; la jornada laboral; las decisiones que puede tomar el subordinado al desarrollar sus servicios; los cambios que ocurran en los sitios de trabajo; la capacitación e información que se brinda a los colaboradores; los jefes; las relaciones entre los empleados; la información que recibe el personal acerca del rendimiento de sus tareas; la violencia laboral, y la atención a clientes. Se puede efectuar a todos o a un grupo representativo, y
    • la ecuación que ayudará a las empresas a determinar la muestra representativa del persona