Aduanas estrena oficiales

Operadores de comercio exterior responden a aduanas no a militares; no despachan la carga pero sí revisan a pasajeros. Vea sus funciones
 .  (Foto: IDC online)

En el marco del Plan de Modernización de Aduanas 2007-2012, implementado por el Servicio de Administración Tributaria (SAT), el pasado 16 de agosto de 2009, se integraron a las 49 aduanas del país el nuevo grupo de Oficiales de Comercio Exterior (OCE’s), esto en sustitución de los policías fiscales que integraban la desaparecida Unidad de Apoyo a la Inspección Fiscal y Aduanera, quienes fueron removidos de su cargo la noche anterior al evento.

A raíz de la entrada en funciones de los jóvenes OCE’s se ha suscitado una serie de inquietudes respecto a su capacitación, formación aduanera, funciones en el manejo de las mercancías que ingresan a los patios fiscales y sobre todo de su adiestramiento militar, razón por la cual IDC obtuvo, en entrevista con el Ing. Juan José Bravo Moisés, Administrador General de Aduanas, las aclaraciones respecto a estos tópicos, y además, diversas precisiones a distintos temas como la reincorporación al padrón de importadores, pedimentos Simplex, los multidependientes de los apoderados aduanales, y la denominada ventanilla única, proyecto en puerta que tendrá repercusiones no sólo de simplificación administrativa sino de beneficios en pro de la comunidad importadora–exportadora del país.

 ¿Cuál es el perfil de los OCE’s?

Tienen características especiales, son muchachos de 18 a 30 años, hombres y mujeres, profesionistas o mínimo con bachillerato. De los que terminaron nuestro curso, el 70% son profesionistas y el restante sólo cuenta con bachillerato (40% mujeres y el resto hombres), venían de diferentes carreras, algunas relacionadas con el comercio exterior y algunas otras afines “porque siempre honrosamente hay gente que hacemos la excepción”. Abrimos un poco más nuestra cartera a otro tipo de carreras para ampliar la gama y contar con una forma diferente de pensar entre la gente.

¿Cómo fue la selección?

Hicimos una selección mucho más estricta con la gente, previamente se les hicieron exámenes psicométricos, toxicológicos, de confianza y valores, con el fin de tener un poco más de certeza de que la gente viene con las aptitudes, características y valores que necesitamos para una nueva aduana. 

¿Cuántos aspirantes pasaron el filtro?

De alrededor de 6,000 aspirantes, sólo 1,500 pasaron el filtro, de los cuales únicamente 1,430 terminaron el curso, y entraron a las aduanas 1,390, aproximadamente, pues algunos renunciaron o no llegaron, por diversas causas, posiblemente el lugar donde les tocó no les agradó, o les quedaba lejos, o porque cuando llegaron al lugar no se sintieron a gusto, etcétera; realmente tuvimos poca deserción. 

¿Qué instituciones estuvieron a cargo de la capacitación?

Hicimos un proceso de licitación para la capacitación en ciertas materias que manejaríamos dentro del curso, relacionadas sobre todo con el tema de comercio exterior, aspectos legales y normativos. Toda la parte de operación, normatividad y el funcionamiento de las aduanas lo impartió la Administración General de Aduanas (AGA).

Además, se trajeron conferencistas del exterior, colombianos, americanos, franceses y de diferentes lados, para dar temas de integridad, operación aduana, de cómo actuar en el medio, por ejemplo, la experiencia colombiana en cuanto a los temas de seguridad donde se iba a actuar.

Otra parte fue otorgada por el ejército, por la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA), quien amablemente apoyó no sólo con las instalaciones donde se tuvieron a los 1,500 muchachos en el campo militar número 1, sino también impartió temas de disciplina, seguridad, uso de armas, lealtad y amor a la patria, lo cual se reflejó en el trabajo de equipo y motivación que tenían los muchachos en cada módulo.

¿Qué tan cierto es que los OCE’s tienen más confianza y responden a las instrucciones del personal militar que a sus propios jefes aduanales?

Es falso, porque ellos salieron con una identidad y sentido muy claro de la autoridad. Cuando estaban en los cursos tenían dos coordinadores, el de la parte militar, quien se encargaba de que todo tuviera un orden y se llevara a cabo adecuadamente; y el instructor de todo su curso estaba relacionado con el tema aduanero. Ahora que regresaron a las aduanas no tienen jefe militar, o sea sus jefes son de Aduanas.

Sí trabajamos en conjunto con los militares, pero los OCE’s no les responden a ellos, es más, uno de los cambios importantes que se hicieron dentro de toda esta estructura de nuevas funciones y de cómo operamos en las aduanas, es que anteriormente una parte importante de los que hacían algunas de estas funciones eran los inspectores fiscales aduaneros, tenían un jefe aquí en el nivel central que era el Administrador Central de Inspección Fiscal y Aduanero, pero estaban en las aduanas y debían responder al Administrador de la Aduana, como teníamos este esquema matricial, siempre era complejo a quien le respondían, entonces lo que se hizo fue quitar esa dicotomía de mando para dejar claro que ellos son parte de la operación de aduanas y le responden al Administrador de la Aduana. Entonces tienen muy clara su institución.

Igual, si los ven muy serios, con esa mentalidad o disciplina, no es porque les estén reportando a los militares. Además, en todo momento de la formación en el campo militar, sus estandartes, lemas y logotipos eran del Servicio de Administración Tributaria no los del ejército, entonces el ejército les enseñó la lealtad a su institución: SAT-Aduanas. 

La actual administración de aduanas ¿se incorpora a la SEDENA?

No, debe quedar muy claro que por las aduanas se recauda el 40% del IVA del país, es un tema técnico recaudatorio, y el 25% del PIB nacional se genera por el comercio exterior, entonces no puedes entregar una actividad estratégica de la recaudación a gente que está dedicada a otras cosas trascendentes también, pero no a recaudar, pues quizás ellos darían prioridad a otros temas como la seguridad.

Muchas veces ha salido el tema de si se están militarizando las aduanas, pero no, se tienen convenios de colaboración, coordinación y procedimientos sistemáticos de operación con todas las autoridades, con la Marina en los puertos, SEDENA sobre todo en la frontera, y con Seguridad Pública en aeropuertos, entonces estamos coordinados con diferentes autoridades de seguridad porque el enfrentamiento y la lucha contra el crimen organizado es difícil, pero siempre dándole la facultad a quien la tiene, la facultad aduanera dentro de los recintos fiscales es de aduanas. 

Sabemos que la corrupción se puede dar aun cuando exista vigilancia personal y tecnológica, pero ante un evento en el cual se vean implicados los OCE’s, ¿qué debe hacer un agente aduanal para denunciarlo sin afectar el despacho aduanero de la mercancía de sus representados?

Si el agente aduanal quiere denunciar no sólo el comportamiento de uno de los nuevos muchachos, sino de los viejos o de quien sea, se tienen teléfonos de denuncia en diferentes zonas dentro de las aduanas, teléfonos rojos para llamar desde ahí y hacer denuncias, las cuales pueden ser anónimas, o incluso un correo anónimo. Puede ser que tema por su seguridad, ya sea de una conducta de un funcionario de la aduana o se entere que puede haber alguna situación especial u operación de riesgo. Eso también lo hemos estado trabajando con los agentes aduanales, de que denuncien si detectan una operación irregular, como el descubrir piratería al abrir un contenedor de alguien que los contrató, y si tienen miedo sólo nos lo digan y actuaremos, no tienen que ser ellos quienes denuncien, puede ser de manera anónima.

En cuanto a los OCE’s, es menester aclarar que ellos no están verificando mercancías para clasificación arancelaria, ahí tenemos a los verificadores. Los OCE’s están trabajando más en el tema de pasajeros, en el cruce de vehículos, aeropuertos, seguridad, módulos, rayos gamma y otros, pero no tanto en la parte de la verificación de mercancías.

Entonces los OCE’s, ¿pueden ser objeto de la tentación de corromperse?

Eso lo hemos estado trabajando, aunque sabemos que a veces es inevitable, porque sería ilusorio pensar que nadie lo hará, lo que necesitamos es detectarlos rápidamente y que no afecten a los demás y podamos tomar acciones específicas sobre ellos.

Creemos que con todos los procedimientos realizados, tanto de selección como de capacitación, y lo que viene hacía adelante, la mayoría de los OCE’s van a tener los elementos necesarios que les permitan tomar las decisiones adecuadas, y cuando detecten a un compañero que no lo está, nos lo digan. En este momento estamos trabajando en eso, porque pueden ser de los compañeros nuevos, o de la gente que ya estaba o de la gente de afuera que quiera hacerlos tomar alguna mala  decisión. 

¿Qué se está haciendo para alejarlos de eventos de corrupción?

De entrada, se les está dando un salario digno, bastante razonable; no hay dinero que alcance para lo que a veces se ofrece en estos negocios, pero lo que la institución les ofrece les permite tener una carrera digna para ellos y sus hijos y no tener el riesgo de que puedan terminar en la cárcel.

Asimismo, estamos cambiando los esquemas de gestión para tener un plan de carrera adecuado y sepan que van a poder crecer dentro de la aduana. Los integramos y los estamos manejando de una manera diferente para que tengan esas posibilidades y diferentes opciones dentro de la institución.  

¿Se les va a dar seguimiento para vigilar su desarrollo profesional y económico?

Vamos a estar haciendo un seguimiento profundo de ellos, no sólo fue el examen de entrada, sino que se realizarán exámenes periódicos, toxicológicos, de confianza y socioeconómicos, para saber si su desarrollo está siendo acorde a lo que están ganando.

Todo el esquema de infraestructura tecnológica nos ayuda a vigilarlos, estamos instalando cámaras de video centralizadas, lo cual va a servir para dos cosas:

  • para que ellos sepan que a nivel central están siendo vigilados y que no podrán hacer lo que quieran
  • para decirle a la gente de afuera: no puedo hacer nada porque me están vigilando, o sea quitarse presión de éstos, quienes suelen amenazarlos

Por otra parte, las herramientas tecnológicas que les estamos dando les van a servir para permanecer más firmes en la institución, y cuando encontremos personal no deseado, ellos mismos nos van a ayudar a detectarlos y empujarlos hacia afuera y tomar las decisiones adecuadas para que respondan.

Una vez que se incrementen las operaciones en la aduana por la temporada navideña, y por la incorporación de los OCE’s en la verificación de mercancías, ¿el proceso del despacho podría ser lento?

Los Oficiales de Comercio Exterior no están verificando mercancías en la parte de carga, están haciendo chequeos u otras funciones, pero no verificaciones de mercancías porque no fueron entrenados para la clasificación arancelaria. 

Si los Oficiales de Comercio Exterior no verifican mercancías en carga, ¿por qué se les está culpando de que se están alentando los despachos desde que ellos están en las aduanas (antes se tardaban unas horas o un día ahora tardan hasta tres)?

Aprovecho este medio, porque considero es uno de los más importantes de México, y estoy seguro que a través de ustedes se puede llegar a más gente, para comentar que tenemos un sistema que es el SOIA o Aduanas Web, y ahí los importadores pueden ver en dónde o en qué proceso está su operación de comercio exterior.

Cuando nos señalan que ahora nos estamos tardando varios días en una operación, vemos en nuestros reportes la tardanza de las revisiones y nos percatamos que el promedio general no es más de tres horas en 85% de las operaciones. ¿Cuánto se tarda una operación para cruzar la aduana? Si toca luz verde alrededor de cinco minutos y si toca rojo en un 85% de los casos se tarda la autoridad menos de dos horas, y un promedio general, mucho menos de un 10%, creo anda en alrededor de cuatro horas.

¿Por qué hay algunas operaciones que nos tardamos dos o tres días en una revisión?

Puede ser porque se pide una muestra al laboratorio y se dejó ahí por tratarse de un producto de difícil identificación, pero esto puede verlo el importador a través del SOIA, es decir, puede verificar dónde está su mercancía y si es en la aduana en donde se tiene retenida, o bien, si le tocó rojo o verde, en qué fase de la revisión está, entonces pueden tener una información adecuada de la etapa del despacho aduanero en la que se encuentra, e incluso si no está registrada la operación.

Si no se encuentra registrada la operación en el SOIA, obedece a que el proceso del despacho ni siquiera ha iniciado, debido a que en múltiples ocasiones el producto está en el recinto fiscal y el agente aduanal no ha hecho el previo, o no ha presentado el pedimento.

El SOIA tiene mucha información respecto a las operaciones de comercio exterior y es correcto que la gente las vea directamente, no nada más se las deje a su agente aduanal; el tema es que se reclame a cada quien su parte de responsabilidad.

Estos sistemas nos van a ayudar y pronto los vamos a hacer mucho más eficientes y amigables, tenemos un plan abierto, pero estamos trabajando en esto para que la gente sepa en qué parte del proceso está su mercancía y le reclamen a quien deban.

Retomando parte de tu pregunta, te comento que en el aeropuerto incrementamos el número de verificadores, hay un poco más de gente por carga. Entonces, cuando IDC tenga conocimiento de que el despacho aduanero va lento, nos pueden informar y decir los casos específicos para investigar la razón, ya que, por ejemplo hubo un caso de unos bienes que al ya no quererlos vender al cliente debido al tipo de cambio, el agente  aduanal y el importador los escondían, justificando que seguían en la aduana y no los dejábamos pasar y no era cierto. Por ello, es importante pedir el número de pedimento de la mercancía para entrar al SOIA y ver dónde está, porque en ocasiones cuando se reclama y se pide este número ni siquiera existe el pedimento, por ende, no está cargado al sistema. 

En otro orden de ideas, ¿cuándo se va a implementar el plazo de dos días para rehabilitar el padrón de importadores a quienes se les hubiera suspendido?

Prácticamente ya está, muchas veces la reincorporación al padrón de importadores se tarda porque deben presentarse los documentos completos y no se cumple con todos.

También suele presentarse una depuración masiva, por ejemplo en la declaración anual, siempre, lo revisamos un mes y medio o dos meses después de la fecha tope para su presentación, y a los incumplidos los damos de baja en el padrón, es un volumen muy grande, y cuando solicitan la reincorporación no tardamos más de esos dos días; una operación normal, habitualmente no nos estamos tardando más de ese lapso. 

Aun cuando existen disposiciones que regulan los casos de suspensión en el padrón de importadores, ¿están haciendo algo para alertarlos?

Ya estábamos mandando mensajes de alerta a través del propio sistema, por ejemplo, que deben contar con la Firma Electrónica Avanzada (Fiel), y deben revisar esta situación antes de darlos de baja. También estamos informando sobre ciertas cosas a través del sistema a los agentes aduanales, donde se les advierte que les digan a su importador que tiene este problema.

No obstante, en muchas ocasiones el mensaje o los correos que remitíamos llegaban al departamento de la empresa dedicado a la exportación y quien no estaba cumpliendo era el de finanzas, entonces ahí no se informaban y había problemas de comunicación, por eso ahora también metemos al agente aduanal para que de una forma más segura le avise a sus clientes de que pueden estar en riesgo, esto para que no los  demos de baja del padrón de importadores. 

¿Se tienen novedades para los próximos meses, de ser así, se van a incluir en la Segunda Modificación a las Reglas de Carácter General de Comercio Exterior?

Seguimos trabajando con las modificaciones a las reglas para seguir eficientizando los procesos, pero de los temas más relevantes que estamos trabajando fuerte es un mecanismo que nos va a ayudar para ser todavía más transparentes y además mejorar mucho la relación: es el proyecto de la ventanilla única. Vamos adelantados, seguimos trabajando bien en eso, y este año debemos iniciar la licitación para empezar el 2010 con la ventanilla única. 

¿Qué tan avanzado está el proyecto del Pedimento Express de exportación (Pedimento Simplex) y quiénes serán los más favorecidos con éstos?

Ya se está trabajando en el Pedimento Simplex, ahorita se está desarrollando el sistema y es para el primer trimestre del año próximo que está programado.

Con el Simplex las exportaciones se van a simplificar aún más en el tema del apoderado aduanal para que las pequeñas y medianas empresas, puedan tener su propio apoderado aduanal cuando su operación no es muy recurrente; no necesitan de un experto en la clasificación en cada ocasión, tal vez la primera vez sí, pero no las demás. 

¿Cuándo se van a dar a conocer las reglas del procedimiento para operar el Pedimento Simplex?

Estamos en desarrollo del sistema, ya tenemos todo, pero no sacamos las reglas todavía, hasta que los sistemas no estén listos, no obstante, para el primer trimestre del año que viene debe estar ya funcionando. 

¿Se seguirá fomentando la labor del apoderado aduanal en las operaciones de comercio exterior?

Hemos facilitado el tema del apoderado aduanal, actualmente ya existen los multidependientes que permite a las empresas con apoderados aduanales, quienes normalmente trabajan por una sola aduana y cuando operan por otras deben utilizar los servicios de agentes aduanales, empezar a utilizarlos para trabajar en general por todos lados.

Ya hay muchas empresas y varias asociaciones que están trabajando fuerte para empezar a tener estos multidependientes que van a ampliar el esquema, como es nuevo está llevando su tiempo en estructuras, pero eso agilizará el tiempo de las importaciones y exportaciones.